1. ¿Es posible realizar dos intervenciones sucesivas?

La mejor opción siempre será escuchar al cirujano, pero lo normal es esperar un mínimo de seis meses para realizar una nueva intervención. Lo recomendable es esperar un mínimo de tiempo para que se puedan apreciar los efectos de la operación anterior.

2. ¿Realizarme un injerto capilar es la única manera que tengo de recuperar el pelo que he perdido?

Definitivamente sí. La microcirugía es actualmente el único método que sí garantiza los resultados esperados. El pelo injertado va a seguir creciendo de manera natural, a partir del propio cuero cabelludo sano del donante, por lo que, sin duda, es la única opción que garantiza dichos resultados.

3. ¿Se trata de una técnica dolorosa?

En absoluto. Como toda intervención quirúrgica requiere de anestesia, por lo que el paciente cuenta con un equipo de médicos muy amplio, entre ellos los anestesistas, quienes garantizarán al cliente una operación totalmente indolora. Pero no hay de que asustarse: aunque haya que pasar por un quirófano, se trata de una operación muy poco invasiva. El equipo de médicos valorará las características y necesidades de cada paciente para proporcionarle la mejor solución, pero, en cualquier caso, garantizamos una operación sin dolor, rápida y precisa.

Dependiendo de una técnica u otra, la operación puede serlo más o menos. Por ejemplo, la intervención con el Robot ARAS es capaz de realizar las incisiones con una enorme precisión y rapidez.

4. ¿Se puede aplicar la técnica del microinjerto en mujeres?

Aunque la inmensa mayoría de los pacientes son varones, las técnicas que se emplean sirven de igual forma en mujeres. Sin embargo, la alopecia se desarrolla principalmente en hombres de mediana edad. Se deberá valorar el caso concreto de la paciente, ya que, normalmente, las mujeres poseen alopecia difusa, por lo que la zona donante de la que se extrae el injerto no siempre posee la densidad apta para la intervención.

5. ¿Cuánto tiempo dura la intervención/recuperación?  

La operación en sí dura de cuatro a ocho horas, aunque puede variar según la técnica empleada y la amplitud de la zona a cubrir con injertos. Primero se lleva al cliente al quirófano, se aplica anestesia local al paciente. Cuando ya se han obtenido los folículos necesarios para el injerto, se emplea el resto del tiempo en implantarlos.

En cuanto a la recuperación, el cliente es dado de alta en cuanto termina la operación. No es necesario el reposo en camilla, ya que, al día siguiente, el paciente podrá realizar la mayoría de sus actividades diarias.

6. ¿Debería detener la caída de pelo antes de someterme a un microinjerto?

Todo depende de la valoración que se realice en la consulta: el estado de alopecia puede ser muy variable, así que el médico deberá guiarle por la mejor opción. Estas revisiones son gratuitas. En ocasiones, es mejor detener primero la caída de pelo; en otras no es necesario.

7. ¿Qué sucede con la zona donante?

Si es necesario emplear la técnica FUSS, sí que quedará una pequeña cicatriz lineal. Sin embargo, es muy sencilla de tapar simplemente dejando crecer unos centímetros el pelo.

Pero si se puede emplear la técnica FUE, la zona donante quedará totalmente libre de marcas, ya que el cuero cabelludo no se extrae en tiras, sino que cada pelo se extrae de forma independiente.

8. ¿Las mejores zonas donantes son la parte posterior y los laterales de la cabeza?

Sí. La alopecia es natural y casi siempre se comporta del mismo modo, debilitando en mayor medida el pelo del resto de zonas e intentando preservar las zonas laterales y la posterior.

9. ¿En qué consiste la técnica FUE?

La técnica FUE consiste en un procedimiento similar al FUSS, solo que, esta vez, el paciente podrá dejarse, además, el cabello corto sin que se aprecie cicatriz alguna. No requiere de la extracción de una tira capilar, como en la anterior; empleando la técnica FUE, el tratamiento se vuelve mucho menos invasivo, ya que se pueden extraer los folículos de manera individual.

10.  ¿Cuánto cuesta un tratamiento de injerto capilar?

Es muy variable dependiendo de cada caso. El nivel de alopecia y las características personales de cada paciente. En resumen, va a depender del número de folículos que haya que injertar.

11. ¿Se me puede caer el nuevo pelo injertado?

No suele suceder. Una vez realizado el injerto a partir de la zona donante sana, el pelo crece de manera natural y soluciona los problemas de las zonas despobladas.

12. ¿Cuándo empieza a crecer el pelo?

Seis meses después de la intervención, el pelo ya será visible y comenzarán a apreciarse los resultados; sin embargo, el pelo crecerá de manera natural durante toda la vida.